Daisy Verónica Herrera Medrano

Reportera

En Ciudad Victoria 25 estancias infantiles se han amparado, 25 más están en proceso de hacerlo y 13 han cerrado sus puertas luego de que se les quitó el subsidio gubernamental de la antigua Secretaría de Desarrollo Social.

Las estancias infantiles representan en Victoria una fuente de empleo para 500 mujeres y un lugar seguro y de desarrollo infantil para dos mil menores que hoy ven amenazada la continuidad de su  educación y cuidado.

La eliminación del subsidio gubernamental, es solo uno de los dos agravios que sufre la niñez tamaulipeca, pues ninguno de los 43 municipios de la entidad, fue considerado en el Programa de reciente creación “Becas para hijos de padres y madres trabajadoras”.

Son 15 estados, entre ellos Tamaulipas, los que quedaron fuera de las zonas prioritarias en donde se asignarán los recursos de este nuevo programa, lo que asegura Norma Hernández Zúñiga, encargada de estancia infantil, viola el interés superior del niño.

“Van a ir en primer lugar a las zonas indígenas, ¿pero entonces nuestros niños?, nosotros también tenemos municipios muy necesitados y no viene contemplado ningún municipio del estado, ahí se está violando el interés superior del niño, porque no quiere decir que por no vivir en una zona indígena no hay niños con necesidad”, precisó Norma Hernández.

Los gastos operativos las tienen a punto de cerrar, por lo que esperan que a fin de mes, el Gobierno de la República haga una reasignación de recursos, de lo contrario, anticipan nuevos despidos y el cierre de más estancias.