Virales

Falleció Nico, la inspiración del cortometraje “CUERDAS”

Este fin de semana falleció Nico, el joven que inspiró la historia de “Cuerdas”, cortometraje que hizo llorar a más de uno que lo vio, del cineasta Pedro Solís. Este corto entrañable ganó un premio Goya en 2014 en la categoría de “Mejor cortometraje de animación español”.

El cortometraje fue dirigido por el padre de Nico, originario de Guadalajara. Nico murió a los 16 años de edad, según reveló la familia en redes sociales mediante una carta publicada por el cineasta.

“Adiós mi niño. Perdóname por haberme enfadado algunas veces por lo que el destino me trajo, porque el destino no se pudo portar mejor conmigo. Descansa mi vida, se acabaron las operaciones, las terapias, los dolores…. si los besos hubiesen curado, habrías sido el niño más sano del mundo”.

El cortometraje hizo visibles las barreras sociales que existen entre personas con discapacidad y quienes los discriminan.

Pedro Solís contó que la historia e idea del corto nació precisamente del amor que se tenían sus hijos: Alejandra y Nicolás. Nico nació cuando Alejandra tenía 6 años, su diagnóstico fue parálisis cerebral severa.

Al bebé le faltó oxígeno durante el parto, lo cual ocasionó una parálisis cerebral. Sin embargo, su hija se unió a su hermano desde el primer momento.

“En estos casos, en los que el pequeño, al nacer con una dificultad, requiere una atención especial, lejos de sentir celos, desde el principio le quiso con toda su alma”, dijo Pedro Solís durante una entrevista a Mediaset.

Nico no podía caminar ni hablar, pero Alejandra siempre lo incluyó en sus juegos de todos los días. De ahí nació la idea de crear “Cuerdas”, cortometraje inspirador.

¿De qué trata “Cuerdas”, el cortometraje?

El cortometraje cuenta la historia de María y Nicolás, quien llega al orfanato. Nicolás es un niño con parálisis cerebral y todos en la escuela dicen que es alguien “especial”.

Al conocerlo, María se da cuenta que solamente necesita un amigo y lo incluye en sus juegos, al amarrar su mano a la de él con una cuerda comienzan una aventura de todos los días. Las amigas de María la definen como “rara”.

Sin embargo, gracias a la idea de María, Nico aprende a jugar fútbol, mover sus brazos, saltar la cuerda y un sinfín de juegos. Un día encuentra la cuerda con la que jugaban, sobre su silla de ruedas vacía.

María se entera de que Nico no superó la enfermedad y llora al tomar la cuerda en su muñeca como cuando estaba con él. La historia termina 20 años después con la imagen de una maestra quien entra al aula de un Centro de Educación Especial.

Se trata de María, quien conserva la cuerda de Nico amarrada a su muñeca. De esta forma, Nico inspiró a María para apoyar a otros estudiantes con necesidades especiales. Se vale ver una y otra vez  “Cuerdas”, el cortometraje.

when on holiday in UK put on weight