Virales

Se saca una selfie y descubre que fue robada de bebé

Miché Solomon, de 17 años, estudiaba en la Escuela Secundaria Zwaanswyk en Sudáfrica, y todo lo que ocurría en su vida era lo común de un adolescente, hasta que conoció a sus compañeros de nuevo ingreso.

Las amigas de Miché estaban sorprendidas por el gran parecido de la estudiante y otra joven de primer grado, le dijeron que debía conocerla, que parecían hermanas, así que la chica acudió a su encuentro, de acuerdo con información de BBC.

Al ver por primera ocasión a Cassidy Nurse, quien era tres años menor que ella, tuvo una sensación muy extraña, ambas tuvieron una conexión instantánea.

“Era como si la conociera. Daba miedo, no podía entender por qué me sentía así”, explicó Miché al medio citado.

Desde entonces se volvieron mejores amigas, a pesar de la diferencia de edad, eran inseparables, Miché relató que le gustaba peinar el cabello de Cassidy, ponerle maquillaje y todos aquellos que las conocían les preguntaban si eran hermanas, ellas respondían bromeando: “Quizás en otra vida”.

Un día las adolescentes se tomaron una selfie, ambas la mostraron a sus respectivos padres, Lavona, la madre de Miché, se sorprendió por el parecido de su hija y su amiga, pero la reacción de los padres de Cassidy fue diferente.

Celeste y Morne Nurse de inmediato pensaron que podrían estar frente a la hija que les fue robada tres días después de haber nacido, el 30 de abril de 1997 en el hosital Groote Schuur, a la cual no pararon de buscar a pesar de haber tenido tres hijos más.

Los padres de Cassidy le pidieron que le preguntara a Miché si su fecha de nacimiento era 30 de abril de 1997. La chica lo hizo y para su sorpresa la respuesta de su amiga fue afirmativa.

Semanas después Miché fue llamada a la oficina del director, en donde la esperaban los padres de Cassidy y trabajadores sociales, entonces le contaron la historia de la bebé desaparecida hace 17 años y como sus rasgos y fecha de nacimiento coincidían a la perfección, pero ella estaba segura de que estaban equivocados, de que su madre no le pudo haber mentido de esta manera.

Convencida de que estaban en un error, Miché accedió a hacerse una prueba de ADN. Cuando los resultados estuvieron listos fueron contundentes, Cassidy era su hermana, su verdadera identidad era Zephany Nurse.

La vida de Miché cambió radicalmente, se le prohibió volver a casa, tuvo que instalarse en un refugio temporal, ya que estaba a semanas de cumplir la mayoría de edad, Lavona y Michael, quienes la criaron como a su propia hija, fueron arrestados y no pudo hablar con ellos nuevamente hasta después de algún tiempo.

“Sentí que me estaba muriendo. Pensaba, ‘¿cómo voy a superarlo? ¿cómo voy a soportar la vida sin la madre que tuve cada día en mi vida?’”, expresó.

Luego de varios interrogatorios y a falta de pruebas, Michael fue liberado, tras argumentar que él nunca supo lo que su esposa había hecho, él también fue engañado por Lavona, quien aprovechando su trabajo como enfermera pudo sacar del hospital a la recién nacida.

Lavona no tuvo tanta suerte, tras un escandaloso y agotador juicio, en el que explicó que la desesperación de no poder embarazarse, haber tenido varios abortos y las complicaciones para adoptar, había sido contactada por una mujer llamada Silvia, quien le habría ofrecido a la bebé, pero nunca pudo probarlo. En 2016 la mujer fue condenada a 10 años de prisión.

Miché ha perdonado a Lavona, la visita en prisión y en cuanto a su familia biológica está en contacto con ellos, pero decidió vivir con Michael, quien toda su vida hizo el papel de su padre: “Tomé la decisión obvia y la decisión más estable: volver a vivir con Michael, ese era mi espacio seguro, ese era mi hogar”.

 

 

 

 

AGENCIAS